noticias-antioquia 6 junio, 2020



Esta mañana se conmemoró el Día Mundial del Medio Ambiente con la siembra de 310 árboles en la intersección de las avs. Mariscal Sucre y Machala, en el norte de Quito. “Se plantaron 60 arupos y 250 calistemon amarillo -también conocido como árbol del cepillo- que provienen del vivero de Las Cuadras”, señaló Fernando Pazmiño, gerente de la Epmmop.

El Distrito Metropolitano está culminando la estación invernal muy fuerte y esta fue la última siembra de esta época y, por seguridad de las especies, se volverá a hacer otra plantación cuando se reanude el invierno. Según los especialistas en suelos y botánica, en fase más fría es ideal plantar árboles porque durante los meses de invierno las plantas invierten menor energía y pueden crecer saludables debido a las bajas temperaturas.

Actualmente, en los viveros de Cunuyacu, Caupicho, La Armenia y Las Cuadras existen 140 000 plantas ornamentales y 120 000 árboles de 90 especies andinas entre choles, arrayanes y calistemon rojos que están disponibles para ser plantados en parques, áreas verdes, parterres y veredas de Quito. Existen, además, 100 000 plantas que están en proceso de producción.

Hasta el momento, el Municipio de Quito ha plantado 154 000 árboles en sectores como Yaruquí, Nono, Lloa, Guangopolo, Atahualpa, Conocoto, Puéllaro, San José de Minas, Nanegalito, El Quinche, La Merced, Amaguaña, Tumbaco, Píntag y Calderón. Además, se han realizado jornadas de arborización los parques metropolitanos como el Sur, Guangüiltagua, Rumipamba y Chilibulo, con el fin de aportar en la disminución del impacto climático en la zona andina.

Pazmiño recordó que “Esta actividad tuvo que detenerse debido a la emergencia sanitaria nacional por la propagación del coronavirus que limitó una mayor presencia de trabajadores municipales en estas jornadas, como es lo acostumbrado”, reseñó Pazmiño.

La plantación de hoy, 6 de junio del 2020, estuvo a cargo de 45 funcionarios municipales, que se sometieron previamente a dos pruebas de bioseguridad para determinar que no estaban infectados de covid-19 y usaron trajes de protección.

Con el cambio de semáforo amarillo, la Epmmop anticipó que adoptará todas las medidas de seguridad para el desarrollo de esta actividad. Los trabajadores mantendrán una distancia segura y prudente, deberán usar una mascarilla para evitar la propagación del covid-19 y así evitar posibles contagios.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *